Caso Sophie Lionnet, asesinato seguido de incineración

Una pareja inglesa golpea, tortura y asesina a la joven Sophie Lionnet. La chica trabajaba como Au Pair para la familia. El caso muestra la vulnerabilidad de las niñeras en el intercambio.

En este momento estás viendo Caso Sophie Lionnet, asesinato seguido de incineración

El caso de Sophie revela la vulnerabilidad del trabajo de las niñeras, normalmente mujeres jóvenes que, en el caso del Reino Unido, llegan al país para aprender inglés mientras cuidan de los niños a cambio de comida y una habitación, pero que a menudo se convierten en víctimas de abusos.

¿Quién era Sophie Lionnet?

Nacida el 7 de enero de 1996 en Troyes (Francia), Sophie, de 21 años, era una joven tímida, no hablaba mucho y no tenía intención de vivir en el extranjero.

CONTINÚA DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Su objetivo al ir a estudiar al extranjero era mejorar su inglés y reforzar su currículum, ya que procedía de una familia humilde con padres divorciados. La joven era maestra de primaria y se le daban muy bien los niños.

Surge una oportunidad de AU PAIR en Inglaterra

AU PAIR: El programa Au Pair, es básicamente una persona que va a otro país a vivir con una familia, y tiene el trabajo de cuidar a los niños que viven allí. Es el programa de intercambio extranjero más barato que existe en el mercado, por lo que está muy solicitado. Ganas un salario muy bajo, como un subsidio, pero no tienes que preocuparte por los gastos de comida y alojamiento y sigues teniendo una experiencia en el extranjero.

En diciembre de 2016, después de varios intentos fallidos de encontrar trabajo, una amiga de Sophie le comentó que emprendiese un intercambio extranjero remunerado.

A ideia parecia bLa idea parecía buena, ser niñera en Londres. Nada que fuera demasiado difícil, ya que tenía experiencia con niños y mejoraría mucho su inglés. Ella lo solicitó.

Es importante mencionar que hasta entonces la chica nunca había salido de Francia.

Primer contacto con la host family («familia anfitriona»)

Sophie fue aceptada en el programa, y al ponerse en contacto con el host family descubrió que tendría que cuidar a dos niños, uno de 4 y otro de 9 años.

CONTINÚA DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Estaba emocionada, la host mom («madre anfitriona») dijo que trabajaba en el mundo de la moda y que podría presentarle fácilmente a gente famosa, y además la pareja era francesa, lo que facilitaría mucho la comunicación.

Sophie en Inglaterra

En diciembre de 2015, Sophie se va a Inglaterra. En enero de 2016, cuando cumplió 20 años, la chica demostró que era feliz en el nuevo país, sus publicaciones en las redes sociales y el contacto con su familia siempre traían noticias positivas.

Según algunos informes de los vecinos, la Au Pair pasaba las 24 horas del día con los niños, algunos incluso comentaban que no parecía una niñera sino alguien de la familia, ya que dedicaba tanto tiempo a los hijos de la pareja.

Las cosas en la casa comienzan a ponerse extrañas

La madre de Sophie cuenta que, tras el primer año de intercambio, su hija empezó a expresar su deseo de volver a casa, pero el elevado coste de los billetes se lo impedía. Sin dar más detalles, hacía este comentario una y otra vez.

En una ocasión, la chica informó de que había tenido un malentendido e iba a abandonar el lugar, poco después Sabrina, la host mom, llamó a la madre de Sophie y resolvió la situación. En aquel momento describió el episodio como «un pequeño problema» y que todo iría bien. Se decidió entonces que no volvería a Francia.

CONTINÚA DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Sophie mantenía buenas relaciones con sus vecinos ingleses, e incluso llegó a comentar con algunos amigos de la comunidad local que la vida en la casa era problemática y que había pillado a Sabrina por dejar caer la mantequilla al suelo. Pero ningún vecino se involucró y la historia permaneció en secreto.

Jaymani Patel, que trabaja en una tienda cercana a la casa de la familia, explicó que veía a Sophie varias veces a la semana, y que era una chica «tímida» que «siempre sonreía».

Entonces la niñera dejó de ser vista por la comunidad, ya no se la veía en la calle. Algunas personas se sorprendieron e incluso interrogaron a Sam, el marido de Sabrina, que fue muy evasivo en sus respuestas diciendo que ella se había ido.

En una ocasión, Brown, que describió a Sabrina Kouider como «agresiva y violenta», le preguntó: «¿Puedes dejar de gritarle así a la chica?» Ella respondió que era vaga, que no cocinaba, que no hacía nada.

El hombre explicó que en una ocasión, cuando visitó la casa, llevó dos «hachis parmentier«, un picadillo de carne y puré de patatas, y que uno era específicamente para Sophie porque parecía «hambrienta».

Día del caso: 20 de septiembre de 2017

Los vecinos vieron que salía humo negro y un olor extraño del patio trasero de la familia. Como sabían que había niños en la casa, por lo que rápidamente uno de ellos llamó a los bomberos para contener el posible incendio lo antes posible.

CONTINÚA DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Cuando llegaron, los bomberos encontraron a Sam delante de la parrilla. Efectivamente, había trozos de pollo en la parrilla, pero el asombro de los bomberos llegó cuando el fuego se apagó junto a la parrilla, donde Sam había dicho que estaba «asando un cordero».

Entre las cenizas se encontró ropa, un trozo de gafas, una pulsera y, sorprendentemente, un trozo de nariz y dedos humanos.

«¿Por qué estáis quemando un cuerpo?«, preguntó el bombero Thomas Hunt, después de ver los dedos y la nariz, como él mismo dijo al tribunal. «Es un cordero», respondió Sam Ouissem Medouni, que parecía tranquilo, añadió Hunt.

Sam siguió negando, la policía se activó y él siguió repitiendo las palabras «sólo estaba asando un cordero» hasta que se calló y se dirigió al departamento de policía en custodia. La escena era criminal y rápidamente se inicia una investigación.

La investigación

Al llegar a la comisaría, el hombre permaneció detenido y se estableció un contacto telefónico con Sabrina. La mujer dijo que no tenía ni idea de lo que estaba pasando, ya que cuando salió con los niños al parque todo parecía normal.

Al ser interrogada sobre la niñera, Sabrina eludió las respuestas, diciendo que Sophie había renunciado hace dos días y que había regresado a su casa y que no había vuelto a saber de ella. La policía se dio cuenta de que había algo sospechoso y la host mom fue detenida junto con su marido.

CONTINÚA DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Sabrina niega cualquier implicación en el caso y hace una declaración negativa sobre la chica, diciendo que «se creía la dueña de la casa», que no quería trabajar, que negaba el cuidado de los niños y que se pasaba las horas tumbada en el sofá trasteando con el móvil.

La impresión de la policía era que Sophie había sido una gran decepción para la familia. Las acusaciones no quedaron ahí, la joven fue acusada de robo y de estar involucrada con personas que practicaban actividades ilícitas.

Descubrimientos impactantes

A partir de aquí, los hechos citados son relatos de personas cercanas a ellos y pruebas que se encontraron en el domicilio de la pareja y en dispositivos electrónicos.

Durante el primer año de intercambio todo parecía ir bien, hasta que en algún momento Sophie se convirtió en objetivo de Sabrina y la primera acusación contra la chica fue la de un anillo robado.

Le confiscaron la documentación y el pasaporte, dejaron de pagarle el sueldo y la coaccionaron constantemente para que asumiera en grabaciones de audio y vídeo que era culpable.

CONTINÚA DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

La francesa lo negó, y como consecuencia de ello y sumado a los delirios de Sabrina, Sophie ésta comenzó a pasar hambre y ya no pudo mantener contacto con su familia.

Según Sabrina, Sophie tuvo una relación amorosa con su ex marido y padre de uno de sus hijos, Mark, que era un empresario y productor musical de grandes celebridades.

Incluso dijo que los vio juntos en la calle y afirmó que mantenían relaciones sexuales y que formaban parte de un complot contra su familia.

Sentencia

El juicio comenzó seis meses después de la muerte de la víctima.

Los dos acusados se declararon inocentes del asesinato, pero culpables de obstrucción a la justicia por intentar quemar el cadáver. Sabrina dijo a los investigadores que la ‘au pair’ había «drogado» a su familia como parte de su campaña de espionaje al servicio de Mark.

CONTINÚA DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

El martes, segundo día del juicio, la audiencia escuchó extractos de más de ocho horas de grabaciones de audio en las que Lionnet era interrogado por la pareja.

Según Kouider, la joven admitió que trabajaba para Walton, que le había pagado 20.000 euros.

El tribunal también vio un vídeo de la joven abatida admitiendo el supuesto complot, una confesión obtenida bajo presión, según la acusación.

«Sólo Kouider y Medouni saben exactamente cómo mataron a Sophie, pero la fiscalía ha intentado demostrar que murió como resultado de una violencia continua y decidida, y no por accidente».

La fiscal Aisling Hossein dijo.

La pareja fue condenada a cadena perpetua, el crimen es realmente cruel y es difícil entender de dónde salió tanta sangre fría de la pareja. Hay informes de que Sabrina era mentalmente inestable y que su marido actuaba como una marioneta en sus manos debido a su gran dependencia emocional.

CONTINÚA DESPUÉS DE LA PUBLICIDAD

Subscribe
Notify of
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments

Juliane Cunha

27 años, trabajo en el área de la salud. Me encanta escribir y también me encantan los casos criminales, nada mejor que unir lo útil a lo agradable. Sígueme en Instagram @julianesantt | @casocriminal_